Participación ciudadana

LA IMPORTANCIA DEL COMPROMISO COMUNITARIO

Basura cero se basa en una fuerte acción comunitaria para tomar decisiones sobre el presente y el futuro de los programas de gestión de residuos. En una sociedad basura cero, se valora la diversidad cultural, se preservan y protegen la cultura y el conocimiento locales, y los miembros de la comunidad asumen la responsabilidad de hacer su parte para hacer posible basura cero.

En la mayoría de los países, la gestión de residuos es responsabilidad de los gobiernos locales, que actúan dentro de un marco regulatorio, financiero y político. Se invierte mucho dinero en el sector de los residuos, pero una gran parte sigue financiando enfoques dañinos de final de tubería. La participación de la comunidad tiene un papel importante que desempeñar en el avance de las soluciones basura cero al cambiar el campo acción a uno que permita que las políticas de basura cero tengan éxito y desaliente o elimine gradualmente las falsas soluciones. Las comunidades comprometidas sostendrán mejor el plan cuando las administraciones gubernamentales cambien.

© Santiago Vivacqua

Diseñar un plan de basura cero

La participación ciudadana garantiza el diseño adecuado de los planes locales de basura cero y crea un sentido de propiedad entre toda la comunidad. Los ciudadanos pueden convocar reuniones públicas, hacer un esfuerzo deliberado para llegar a grupos que ya están organizados (como asociaciones de residentes o grupos de recicladores) y comunicarse de tal manera que sea fácil para todos, incluidos aquellos con tiempo limitado, el acceso al correo electrónico u otras limitaciones, para participar activamente. Al crear órganos de supervisión y asesoría, los ciudadanos pueden establecer mecanismos que monitoreen la implementación del plan de basura cero, brinden continuidad incluso cuando cambie la administración del gobierno y permanezcan abiertos a los aportes de la comunidad.

© Santiago Vivacqua

Implementar el plan

Esto incluye la reducción de la generación de residuos (mediante el consumo consciente, la reutilización y la reparación), la separación de los residuos en la fuente, el compostaje doméstico y la actividad empresarial como la creación de nuevos negocios a partir de materiales reciclables u orgánicos.

Educar al público

Es imperativo aumentar la participación en los programas de reducción, reutilización, reciclaje y compostaje a través de la educación pública. Esto se puede mediante anuncios en la radio, material impreso o publicidad fomenten la participación en programas de basura cero y aumenten la conciencia sobre los recursos locales. Estos esfuerzos deben mantenerse en el tiempo, ya que incluso las altas tasas de participación y desviación se deteriorarán a menos que se mantengan los esfuerzos de educación pública.

Los órganos rectores también pueden beneficiarse de la información y las aportaciones de sus comunidades al:

Informar e involucrar a la comunidad

Los planes de basura cero se adaptan mejor a la comunidad donde se implementarán, y ¿quién mejor para proporcionar información que aquellos que se verán afectados? Solicitar sugerencias y aportes de la comunidad ayuda a crear un sentido de propiedad de los programas y políticas, lo que contribuye en gran medida a su éxito. Al reunir a personas de diversos sectores, como ciudadanos, gobierno y trabajadores de residuos, el uso de estrategias de comunicación como comités asesores, reuniones comunitarias, alianzas con grupos comunitarios existentes, mecanismos de retroalimentación como contacto telefónico y sistemas interactivos de Internet pueden ser estrategias efectivas.

© Santiago Vivacqua
© Santiago Vivacqua

Crear mecanismos para la rendición de cuentas

El acceso público a la información ayuda a los ciudadanos a involucrarse más. Los mecanismos para la rendición de cuentas incluyen la organización de reuniones públicas periódicas para informar a los ciudadanos sobre las actividades y el progreso relacionados con programas basura cero, y establecer un número de teléfono y una dirección de correo electrónico que permitan a las personas hacer preguntas y proporcionar comentarios sobre su implementación.

© Santiago Vivacqua
© Santiago Vivacqua